PERMISOS CARCELARIOS

PERMISOS CARCELARIOS

carcelEntre las medidas previstas para la rehabilitación del recluso, nuestro derecho penitenciario incluye los denominados permisos ordinarios, cuya finalidad explícita no es otra que la preparación de la vida en libertad. Pueden concederse hasta treinta y seis días por año, para los condenados en segundo grado, y cuarenta y ocho para lo que disfrutan ya del tercer grado, siempre que hayan extinguido la cuarta parte de su condena. Los contactos con el exterior son, decididamente, uno de los más eficaces instrumentos con los que cuenta el sistema para acentuar el componente resocializador, que es objetivo común de las penas privativas de libertad en los países de nuestro entorno.

La buena conducta es presupuesto básico de estos permisos carcelarios, de forma que su otorgamiento está sujeto al previo informe de un equipo cualificado de especialistas. Pues bien, la Audiencia Provincial de Santa Cruz de Tenerife ha dictado su auto Nº 490/2016, que, al estimar nuestro recurso de apelación, decide otorgar a nuestro cliente el beneficio que, contra toda razón, había denegado la Junta de Tratamiento y, luego, el Juzgado de Vigilancia Penitenciaria. En esta ocasión, el tribunal recuerda cómo la valoración de los especialistas debe ponderarse en función de las circunstancias personales del interno y que si ya había disfrutado de dos permisos anteriores y no constaba que hubiese hecho mal uso de ellos, «se está ante la necesidad de acceder a la petición».

El tribunal hace efectivas, así, las funciones de reinserción y rehabilitación de los internos, conforme una consolidada doctrina legal, en cuya virtud los permisos solo pueden denegarse si concurren circunstancias constatables, que nos permitan presumir que no serán utilizados correctamente para la formación en libertad, que existe riesgo de fuga por fundadas posibilidades de no reingreso en el centro penitenciario de cumplimiento, que existe peligro para el interno o para terceras personas por el reproche social del delito cometido, o cualquier otra circunstancia de análoga significación.

7 septiembre 2016 / GAC Actualidad

Share the Post

About the Author

Comments

Comments are closed.

PERMISOS CARCELARIOS

PERMISOS CARCELARIOS

PERMISOS CARCELARIOS